• Kike

Entrevista a Christy Marx

Actualizado: 2 jun


Christy Marx es una de las guionistas más importantes de la tele de los ochenta. Para que os hagáis una idea, ella es la creadora del mundo de "Jem y los hologramas". En su carrera ha tenido la oportundiad de trabajar en cientos de tebeos y unos cuantos juegos de Sierra muy conocidos. Pero hoy no vamos a hablar de ninguna de esas cosas. ¡Por Mitra e Ishtar! Hoy vamos a hablar de CONAN EL AVENTURERO.


¡Sí! La exitosa serie de los 90 que Christy desarrolló, basándose en una línea de juguetes de Hasbro e inspirad amayormente en los relatos originales de Robert E. Howard.



¡Buenos días, Christy!


En primer lugar, muchas gracias. No solo por conceder esta entrevista, sino por "Conan el aventurero". La serie empezó a emitirse cuando yo tenía 5 años y siempre me encantó. Revisitándola ahora, años después, y conociendo a fondo la obra de Howard, he de decir que me sorprende lo cercana que es a la fuente original.


Eso es porque me leí todos los relatos. Mi idea era que el trabajo de Robert E. Howard fuera nuestra única fuente de inspiración.


¿Cuales fueron los mayores desafíos que encontraste como la única story editor de la serie?


Hicimos los primeros 13 episodios en Sunbow a un ritmo más o menos normal. Los 52 episodios restantes los produjo Jetlag, una productora totalmente distinta. Nos requerían que mandáramos tres guiones terminados... ¡cada semana!


Por supeusto, antes de tener un guion, primero necesito una premisa y, más tarde, un tratamiento. Ambas cosas deben ser aprobadas y corregidas antes de escribir un guion.


Esto significa que cada semana recibía, leía, corregía y aprobaba tres premisas, tres tratamientos y tres guiones terminados. Cada semana. Una cantidad demencial de trabajo, basado en un calendario francamente absurdo. Fui capaz de mantener el ritmo hasta el final de la serie. Las últimas semanas solo era capaz de entregar dos guiones para la cadena de montaje. ¡Y muchos me parecen!


¿era importante para ti respetar el personaje de Conan, aun sabiendo que las aventuras serían todas nuevas y tendrían un carácter más familiar?


Sí, absolutamente. Extremadamente importante, de hecho... aunque tenemos que admitir que el personaje nunca podría ser el Conan de Howard. Conan es un solitario. Este personaje tenía amigos. MUCHOS amigos.


Antes de crear "Conan el aventurero", ya habías trabajado en Subnow, escribiendo para GI Joe. ¿Cómo era trabajar en la productora?


Sunbow era un sueño, sin exagerar. Trataban extraordinariamente bien a los guionistas y nos hacían saber lo mucho que valoraban nuestro trabajo.


GI JOE y las otras series en las que trabajé tenían siempre las mismas limitaciones – nada de violencia mínimamente realista, nada de armas reales, nada de contacto físico contra personas o animales, y no importa lo enorme que fuera la explosión, nadie, nunca podía morir, ni siquiera los esbirros del malo.


Como ya he dicho, solo 13 episodios de Conan fueron hechos por Sunbow, y el resto se derivaron a Jetlag Productions, que era propiedad de un productor francés llamado Jean Chalopin. Hay algo MUY importante que quiero contar: Chalopin se puso a sí mismo como guionista de todos los episodios producidos por Jetlag, pero nunca escribió ninguno. Los auténticos guionistas aparecen en los créditos como adapted by. Ellos hicieron todo el trabajo, incluidas las premisas y los tratamientos.


Chalopin tomó esa decisión porque el gobierno francés exigía un mínimo de artistas franceses en producciones hechas en el país. Todos los guionistas aceptaron la condición porque no había otra, y teníamos mucho trabajo por delante, pero quiero que quede claro que ELLOS escribieron la serie, no el señor Chalopin.


"Conan el aventurero" está basado en una línea de juguetes de Hasbro. ¿Qué limitaciones encontraste?


Muy pocas. Desarrollar Conan basándome en una línea de juguetes de acción era pan comido. Ya había desarrollado otras series basadas en juguetes. Como ya habían diseñado las figuras principales, sabía con lo que tenía que trabajar. Lo más inusual fue que aún no habían decidido los nombres de la mayoría de los personajes, de forma que yo me los inventé. Lo cierto es que em gustaban todos los personajes. No encontré ningún problema en incluirlos en la serie.


También tuve la idea de incluir a Dreggs, el pequeño esbirro reptiliano, y a Needle, el bebé Fénix. Me encantan los secundarios cómicos.


¿Porque no usaste el nombre de Thoth-Amon? Siempre me pareció raro que el personaje se dividiera en "Wrath Amon" y "Ram Amon".


Lo he olvidado, la verdad. Quizás había problemas legales para usar el nombre de Thoth-Amon en un juguete. Ese tipo de cosas son corrientes. También es posible que Hasbro quisiera un nombre nuevo que pudiera hacer marca registrada.


¿Usaste el nombre de Zula como referencia a los comics de Marvel?


No, no. Hasbro ya había decidido que el personaje se llamaría Zula.


¿Que recuerdas de tu experiencia trabajando con el mítico Roy Thomas?


Roy me dio mi primer trabajo en el mundo del comic, cuando decidió adaptar mi historia "Child of Sorcery" para "La espada salvaje de Conan". Más tarde escribí varios números de Red Sonja. Me hizo mucha ilusión llamarle para que escribiera un par de capítulos de la serie.


¿Y has leído los Conan de Dark Horse?


No, lo cierto es que no.



Los cuentos de Robert E. Howard son autoconclusivos, e independientes unos de otros. ¿Por qué te decidiste por la serialización en tu interpretación de la historia?


Yo no lo llamaría serialización. Las cadenas no nos permitían serializar 65 capítulos porque no querían preocuparse por el orden de emisión. Pero siempre quise tener un arco argumental general para la serie, porque, en mi opinión, es una forma mejor y más interesante de contar historias.


La idea era dejar caer pequeñas claves aquí y allá en los distintos episodios. Es algo que utilizo también al escribir juegos para el móvil. Lo llamo "miguitas de pan". Dejas un camino de miguitas de pan que te ayudan a construir un camino hasta el deselance final.


Por otro lado, insistí mucho en que el final de la serie estuviera compuesto por tres partes, y no recuerdo encontrar gran resistencia dentro de la productora.


Siempre entendía que lo de la "¡han convertido a su familia en piedra!" era una referencia a la película de John Milius (en la que Thulsa Doom arrasa la aldea de Conan y mata a sus padres). ¿Fue idea tuya o de otra persona?


Fue idea mía. Realmente, no estaba pensando en Milius. pensé que era bueno crear un peligro para la familia de Conan que no fuera violento y que le diera un objetivo a largo plazo.


Aunque la serie no es violenta, incluye escenas de acción más contundentes que otros dibujos animados de la época. Por ejemplo, a los caníbales de Darfar les pegan una soberana paliza, y abundan los esqueletos que hacer trizas contra el suelo. ¿Tuviste algún problema con la censura?


Cuando Hasbro y Sunbow me pidieron desarrollar Conan, dije: "Sabéis que Conan es un bárbaro con una espada y que mata un montón de gente, ¿verdad?".


Debido a que las reglas estrictas de la animación hacían imposible que Conan usara una espada contra una persona normal, encontrar una forma de evitar la sangre fue mi mayor desafío. No es muy divertido tener un héroe con una gran espada si no le dejas usarla.


En una de las historias de Howard, "El diablo de hierro", se hace referencia al metal estelar. Me aferré a esa idea y la amplié, convirtiéndola en algo que permitiría a nuestros héroes usar sus armas sin derramamiento de sangre ni muerte. Los hombres serpiente no son destruidos, son "desterrados" y enviados a otra dimensión. Esa fue mi solución para el problema.


Como mencioné anteriormente, una de las reglas no escritas de la animación es la no violencia física directa contra un ser humano o una criatura viva. ¡Pero podemos aplastar tantos esqueletos como queramos! Es por eso que usábamos cosas como esqueletos, robots, elementales o cualquier cosa que no sea estrictamente viviente. Es una forma de tener una acción más directa. A los caníbales les atacaban fuera de campo y las heridas no dejaban cicatrices.


Debido a que éramos un programa sindicado, no teníamos que lidiar con un departamento de "Estándares y Prácticas" (también conocido como censores). Solo tuve que lidiar con las notas de los productores. La nota más divertida que recibí fue para un episodio en el que Conan estaba atrapado en Estigia y se abría paso a través de algunos edificios para escapar y atravesaba una tienda. La nota decía que me asegurase de que fuera “una tienda malvada”. ¡JAJAJA!


¿Crees que una serie con Conan como rey podría haber funcionado?


Sin duda. Ahora bien, es algo en lo que nunca he pensado.


¿Alguna vez has jugado al rol?


Solo en el ordenador. Me volví adicta al "World of Warcraft", pero, al cabo de 13 años, acabé harta. No lo he tocado desde entonces, y ya no tengo tiempo para jugar otros RPG.


Hablando de RPGs, tú escribiste “Conquest of Camelot”, un jeugo que demuestra un conocimiento profundo de la mitología artúrica...


Me encanta la mitología, los cuentos y las leyendas antiguas. Siempre me ha fascinado la arqueología y suelo leer cosas sobre descubrimientos recientes. En cuanto más antiguo, más interesante me resulta. Me encantan las historias sobre Gilgamesh y como la idea del "diluvio universal" se transformó en la historia del "arca de Noé".


Pero lo que más me gusta es leer cartas y notas antiguas. Pequeños mensajes muy parecidos a los que escribiría cualquier persona del mundo moderno. Por ejemplo, un estudiante pidiendo dinero a su padre, o un fabricante de cerveza egipcio quejándose de que no le pagan en las tabernas. Crea una conexión fascinante entre ellos y nosotros.


¿Y que hay de Lovecraft?


No me gusta, la verdad. Lovecraft no es para mí.


Discúlpame si parezco un friki irredento, pero: la protagonista de "Sisterhood of Steel" se llama Boronwë. ¿Es una referencia a Voronwë, el personaje de Tolkien?


No, solo una coincidencia. Aunque me encanta usar los umlaut, y eso sí lo he tomado de Tolkien. De hecho, siempre me ha gustado mucho Tolkien.


Un par de años después de que terminara tu serie, hubo otro "Conan el aventurero", protagonizado por Ralf Moeller. Sin embargo, la cosa fue un desastre absoluto y la serie es francamente vergonzosa de ver. ¿La conocías?


La verdad es que no. No me suena nada.


Netflix está trabajando en una serie de Conan. Si te piden formar parte del proyecto, ¿cuál sería tu enfoque? Me ENCANTARÍA escribir para esa serie. Por desgracia, te puedo asegurar que no me iban a dar ni media oportunidad.


Como no sé mucho del proyecto, hay poco que pueda decir sobre él. Solo espero que los guionistas involucrados vuelvan a los escritos de Howard, tal y como hice yo, y que sean lo más fieles posibles a los cuentos originales. De nuevo, muchas gracias por tu tiempo. Sé que estás muy ocupado en este momento. te deseo lo mejor en tus futuros proyectos.



¡Comamos y alegrémonos! Pues solo Crom sabe qué aventuras puede traer el mañana...



55 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo